Avistamiento de cetáceos

El calor del sol, la brisa marinera y el vaivén de las olas te hacen sentir totalmente relajado. De repente el barco se detiene, todos sacan sus cámaras de fotos, se acercan a los extremos de la embarcación y observan atentos el agua. Los imitas y entonces los ves, primero como pequeñas manchas que aparecen y desaparecen, y luego como los imponentes animales que son. Los cetáceos nadan serenos en el océano, sin rumbo y sin límites, y por un momento compartes con ellos una emoción insuperable: la de sentirse libre en el mar.

La costa suroeste de la Isla es el lugar idóneo en el que disfrutar del avistamiento de cetáceos. Tenerife cuenta con bastantes empresas dedicadas a la organización de excursiones para contemplar estos animales en libertad. Las embarcaciones zarpan desde los puertos de Los Cristianos, Puerto Colón y Los Gigantes, y casi siempre encuentras una opción que se ajusta a lo que quieres, tanto en tiempo como en precio.

Salida de avistamiento de dos horas
Puedes optar por una sesión corta, en barcos pequeños y rápidos, cuyo finalidad única es avistar cetáceos, suficiente para muchos.

Salida de avistamiento de dos a tres horas
Algo más lúdica, la opción de entre dos y tres horas de excursión suele incluir comida a bordo y alto en alguna cala para un chapuzón. Se realiza en barcos medianos que permiten una mayor libertad de movimiento.

Excursión marítima de hasta 5 horas
La experiencia completa la ofrecen las naves más grandes. La actividad se prolonga unas cinco horas. Además de avistar cetáceos incluye un recorrido por los lugares más emblemáticos de esta zona costera de la isla, con un par de paradas para el baño y, por supuesto, comida reparadora antes de llegar a puerto.

Conductas observables

Al tratarse de animales salvajes su comportamiento no es del todo previsible, lo que hace de cada excursión una experiencia diferente. Su conducta depende de muchos factores como la especie, el momento del día, el estado del mar, el alimento disponible... No obstante, son animales muy activos a los que es posible observar haciendo burbujas, jugando, surfeando, aboyados, dando coletazos e incluso espiando curiosos a los visitantes.

No pudimos encontrar ningún resultado que coincida con la búsqueda.

Son muchas las empresas que se dedican a organizar la observación de cetáceos, tantas que existe una excursión a la medida de cada persona.

Dentro de la oferta encontramos salidas de 2 horas en barcos pequeños y rápidos (cuyo fin es únicamente ver a los cetáceos) o las excursiones de avistamiento de 2 a 3 horas en embarcaciones medianas, que terminan con baño en una cala y comida a bordo antes de regresar a puerto.

Por último, también hay disponibles algunos barcos de gran capacidad que ofrecen excursiones marítimas de hasta 5 horas. Incluyen recorrido por la costa sur de Tenerife, una o dos paradas para el baño y comida a bordo.

No pudimos encontrar ningún resultado que coincida con la búsqueda.