Buenavista del Norte - Tenerife
  • buenavista

Buenavista del Norte

​​

Su faro marca el límite último, haciendo de vigía en un entorno espectacular de aguas cristalinas. Buenavista se sitúa en el extremo noroccidental de la Isla. El casco del municipio encierra un montón de edificios preciosos de gran valor. Sus paisajes y espacios naturales están entre los más recónditos y vírgenes de Tenerife.​

El municipio de Buenavista del Norte, nacido en el siglo XVI y fiel conservador de sus tradiciones, está situado en el extremo noroeste de la Isla. Esta es, sin duda, una de las zonas de mayor valor paisajístico de la Isla, un entorno ideal para la vida de sus cinco mil habitantes.

El pueblo cuenta con atractivos de indudable valor, desde sus calles con encanto y su costa plagada de calas hasta una oferta de ocio respetuosa con la naturaleza.

El 80% del territorio municipal está ocupado por espacios protegidos. Entre ellos destaca el Parque Rural de Teno, un monumento natural de unas 7.500 hectáreas con espectaculares paisajes rurales y marinos, con macizos y barrancos de extraordinaria belleza.

El Acantilado de Los Gigantes, de entre 300 y 600 metros de altura, cae verticalmente sobre el mar junto al Barranco de Masca. En esta franja de difícil acceso se encuentra el Caserío de Masca, uno de los mejores ejemplos de la arquitectura rural de Tenerife y declarado Recinto Etnográfico.

El último acontecimiento reseñable en la historia de Buenavista tuvo lugar en 1996, cuando la Iglesia de Nuestra Señora de los Remedios fue destruida por un gran incendio, perdiéndose un legado de gran valor histórico-artístico. El edificio se encuentra hoy restaurado.

Buenavista del Norte ofrece varias rutas en las que se puede disfrutar del patrimonio cultural y artístico del municipio. Un paseo de una hora y media por su casco histórico, partiendo del Convento de San Francisco, permite al visitante conocer edificios tan relevantes como la Ermita de San Sebastián o la Casa de la Cultura, finalizando en el Puente de Triana y sin dejar de lado los antiguos lavaderos del barranco. Otras rutas culturales, de menor duración, muestran al visitante los elementos más característicos de los caseríos de El Palmar, Masca y Teno Alto. En ellos se mezcla el interés histórico y arquitectónico con las impresionantes vistas de los barrancos y la costa de Buenavista del Norte.

Senderos por el municipio

El impresionante paisaje natural de Buenavista del Norte acoge varios senderos de dificultad media y baja. El más sencillo, con una duración aproximada de 45 minutos y aproximadamente un kilómetro y medio de longitud, transcurre por un paseo entre la playa de las Arenas y la playa de El Fraile. Otra ruta, denominada Barranco de Las Cuevas - Teno Bajo, parte desde Los Bailaderos y llega al faro de Punta de Teno en un camino de 4.250 metros de extensión. Desde Los Bailaderos puede iniciarse otro sendero, apto sólo para los más atrevidos y de cuatro kilómetros de longitud, ya que si bien es de nivel medio es fácil marearse si se padece de vértigo.

Galería multimedia