Juan Jesús Hernández empezó de cero con 42 años, después de 20 como delineante y tras año y medio en el paro. Ahora es un hombre reinventado: crea novedosas memorias USB con forma de pintaderas guanches y perchas-souvenir

Juan Jesús Hernández, responsable de USB Models en Canarias, frente a varios de los modelos de pendrive que fabrica.

Exacto: Juan Jesús tenía pensado jubilarse como delineante. Llevaba 20 años dibujando planos, trazando líneas con su escuadra y cartabón, redondeando curvas perfectas con el compás. Cada movimiento medido milimétricamente; todo calculado. Sucede que lo dejaron en paro porque la construcción se hundió: sus planes (y sus planos) al garete… Y entonces decidió reinventarse.

Juan Jesús Hernández tiene 44 años, y hace dos, después de año y medio desempleado, las noticias de la tele le iban a abrir las puertas a un nuevo mundo. Un grupo de jóvenes de Valladolid había montado una empresa que fabricaba memorias USB personalizadas con cualquier diseño imaginable. “Me pareció interesante, los llamé y les dije que yo quería introducir ese producto en Canarias”. Y aunque no lo tenían inicialmente como objetivo, le dijeron que adelante.

ROCA DE FUEGO Y PACKAGING
Modelo de pintadera pendrive ideada por Juan Jesús Hernández.

La compañía se llama USB Models y crea pendrives corporativos. De una versatilidad infinita, pueden adoptar la forma de los logotipos de las empresas, o si se desea algo con un plus de originalidad, reproducir a escala el producto o servicio que más las identifique: botellines de agua, de leche, tapones de corcho para el vino, plátanos, aviones…  La mayoría de las firmas los encargan para entregarlos gratuitamente como merchandising, otras incluso los venden y obtienen ingresos extra con ellos. “Es el caso del British Museum, uno de los clientes de USB Models en el extranjero”, explica Juan Jesús.

Su mente inquieta lo ha llevado a explorar nuevas posibilidades vinculadas al turismo. Acaba de lanzar los novedosos “pendrive canarios”, su aportación innovadora al universo de las memorias externas. Están basados en las pintaderas guanches y retratan aspectos de la flora, fauna y paisajes de las islas. Ya los comercializa en tiendas de souvenirs. Piensa además incluirles fotografías emblemáticas del Archipiélago para que el viajero, al regresar a su lugar de origen, siempre las tenga como recuerdo al que acudir para rememorar sus vacaciones.

percha volcanary
Una de las perchas-souvenir.

“No quiero quedarme con una sola idea, por eso lo que hago es diversificar”, explica. La prueba, que también ha patentado una percha-souvenir en cuya silueta se reproduce el perfil de rincones característicos de las islas como El Teide o La Orotava. “Así, cuando cuelgues una prenda en ella te evocará a Canarias y querrás volver”, asegura entusiasmado.

Aunque a Juan Jesús no le ha sido fácil empezar de cero, está consiguiendo salir adelante. “Como delineante estuve dos décadas haciendo siempre lo mismo, pero ahora he comprobado que hay más vida. Solo hay que pensar un poquito e ir a por ello”. Resulta que le funcionó.

Leave a Reply

Your email address will not be published.