La Hoya

La Hoya
cerrar
Enviar página por mail

Municipio: San Miguel de Abona

Es verdad que ya está prácticamente deshabitado, pero fue el primer lugar de San Miguel de Abona en el que los conquistadores se instalaron, y solo por eso merece la pena conocerlo (además de porque antes hubo aquí un asentamiento aborigen).

Varias de sus casas se han remozado para convertirse en alojamientos rurales. Son un lugar de descanso para quienes anhelan reencontrarse con el mundo campesino y desconectar del estrés unido a la frenética vida moderna. Reconforta pasear por sus estrechas vías de piedra. Predominan en el entorno los cultivos cubiertos de tosca, ceniza volcánica con indiscutibles propiedades para retener la humedad.

En el paseo te encuentras con su antiguo horno de teja, del que salieron las tradicionales tejas curvas que se utilizaron en las construcciones de la zona. Las edificaciones del caserío, de mampostería de piedras y barro, comparten una estructura similar: base rectangular dividida en dos partes separadas por un patio.

Es fácil aprovechar la visita para darse un salto al cercano caserío de Aldea Blanca, a solo siete kilómetros de San Miguel de Abona. Su casa-granero de estilo canario es un vestigio de su esplendor en el pasado, cuando abasteció al sur de la isla. Como curiosidad, su forma oval, que la hace única en Tenerife.

cerrar
Cómo llegar a:

La Hoya

Abrir en Google Maps